jueves, 17 de febrero de 2011

Recibe Rosita Fornés la Orden al Mérito Civil por Edicto del Rey Juan Carlos I de España

Photobucket

Rosita Fornés, la más famosa y completa de las vedettes latinoamericanas de todos los tiempos, conocida en los predios artísticos como La Primera Vedette de Cuba y La Primera Vedette de América y cuyo nombre de pila es Rosalía Palet Bonavía, recibió la Orden al Mérito Civil por Edicto del Rey Juan Carlos I de España en la sede de la Embajada española en La Habana, el lunes 14 de febrero.

¡Vaya una dama!


La Fornés, que acaba de cumplir 88 años de edad el pasado 11 de febrero, es hija y descendiente de españoles, que nacida en Nueva York, se considera cubana por crianza, naturalización y cultura.

Photobucket

Durante toda su larga y brillante carrera artística, Rosita Fornés ha desempeñado una impresionante y meritoria labor de representación y divulgación de la cultura española en Cuba, en América Latina en incluso en la propia España, donde triunfara rotundamente a finales de la década de los '50 del siglo pasado, mediante la incorporación a su nutrido repertorio de piezas y géneros clásicos de la península ibérica tales como zarzuelas, sainetes, operetas, coplas, cuplés, tonadillas y todo tipo de folclor procedente de lo que en Cuba se conoce cariñosamente como la Madre Patria.

Morena clara


Reconoce así España, finalmente, la extraordinaria labor artística y personal de Rosita Fornés en pro de la difusión, preservación y actualización de géneros del patrimonio nacional español en Cuba y en todo el continente americano.

Photobucket

¡Felicidades, Rosita!

La Zarzamora


Ahora le toca a México reconocer la labor de la mítica artista con un Ariel de Oro, por su contribución brillante e innegable a la llamada Época de Oro del cine mexicano, donde fue indisputablemente la más hermosa, completa, adorada y famosa vedette que reinara en tierra azteca.



Photobucket

Photobucket



Mi foto
La Habana, Cuba, Los Ángeles, Estados Unidos
Nacido en La Habana, Cuba, el 3 de diciembre de 1960. Emigra a Estados Unidos en 1980, a través del éxodo masivo de Mariel. Ganador de numerosos concursos de poesía, literatura y ensayo en Cuba y Estados Unidos. Publica su primer poemario, "Insomnia" en 1988, con gran acogida por parte de la crítica especializada y el público. Considerado por críticos y expertos como uno de los poetas fundamentales y representativos de la llamada Generación del Mariel junto a Reinaldo Arenas, Jesús J. Barquet, Rafael Bordao, Roberto Valero y otros.