martes, 3 de noviembre de 2009

Espejismo



Subió al cielo

la luz

y se hizo nota:

música

de paisaje celeste

que rebota en cascada

sobre la tenue quietud

de la mañana

pálidamente

azul

arropada en visajes

de ascendente bruma

y declinante afelio.


Un ángel sin rumbo

navega en arco

el tímido,

apenas perceptible

rubor del aire.


Tal vez sea este ángel

emisario de mis ojos.


Sobre la curva

del horizonte se posa

y su aleteo aquieta:

punto en blanco

sellando

las compuertas

del infinito...




Puntadas



En los pliegues de la ausencia

se estruja

el alma

descosida

en la madeja

de deseos prendidos

al mohoso alfiler

del cruento hastío.


En la urdimbre

quedó

todo aquello

que fue hermoso y tibio

bordado

en festones

de urgente alegría

y tardía magia.


Tela antigua

impregnada

de vieja añoranza

y sexual efluvio:

sobre ti se derramó

en ofrenda

la convulsa dureza

transformada

en opalescente viscosidad

y proteica blancura

—manjar

y origen de dioses—

marcando

el templo

que antaño

fuera mi cuerpo

abierto al culto incuestionable

de tu exceso

devenido en deidad

de progresiva,

alargada,

enhiesta efigie.


Quedan hoy

sólo

los hilos de la memoria

hilvanados

en precario pespunte

sobre el tejido

amarillento

y frágil

de lo que fuera

pasión

erecta

sin fin.




Mi foto
La Habana, Cuba, Los Ángeles, Estados Unidos
Nacido en La Habana, Cuba, el 3 de diciembre de 1960. Emigra a Estados Unidos en 1980, a través del éxodo masivo de Mariel. Ganador de numerosos concursos de poesía, literatura y ensayo en Cuba y Estados Unidos. Publica su primer poemario, "Insomnia" en 1988, con gran acogida por parte de la crítica especializada y el público. Considerado por críticos y expertos como uno de los poetas fundamentales y representativos de la llamada Generación del Mariel junto a Reinaldo Arenas, Jesús J. Barquet, Rafael Bordao, Roberto Valero y otros.