lunes, 3 de mayo de 2010

Exordio

(Con audio en la voz del autor)


Sé que nunca

podrás desearme

sin embargo

te deseo...


Sé que escribes

para ella

mas no importa

yo te leo...


Sé que no verán

tus ojos

en los míos

lo que siento...


Sé que cuando

un día me abraces

será como compañero

y no notarás

que tiemblan mis manos

porque tu cuello

rozará despreocupado

mi mejilla

pero adentro

mil fuegos artificiales

dispararán en mi cuerpo

ese anhelo de tenerte

que en mi pecho

es un secreto

pero que consume

a diario

la agonía de mi fuero

pues prefiero

que no sepas

a perderte sin remedio.


(Active si desea escuchar este poema en la voz de su autor. Puede apagar el sonido del blog si éste interfiere con su audición)




7 comentarios:

I.M. dijo...

Ojala pudiera yo sentir esa pasion, pero con los feos que me rodean, no hay nadie a quien desear. Hah!

Very nice poem.

MiLaGroS dijo...

Que precioso Pedro . A veces que no sepan es lo más inteligente. Muchos besos y gracias por tu amistad

M. Angel dijo...

Pedro, es un placer adentrarse en tu blog, para deleitarse con tus escritos

Abrazo sincero

M. Ángel

Clara Schoenborn dijo...

Mantener en secreto un sentimiento es una decisión libre como cualquier otra. Los caminos humanos son muchas veces impredecibles, extraños y poco comunes, y todos son válidos y respetables. Te dejo mi abrazo y mi felicitación por este poema que pone a pensar.

Mayte_DALIANEGRA dijo...

Oh, un amor que se presiente imposible por ser de naturaleza homosexual e ir dirigido a un hombre heterosexual y que no se atreve a manifestarse abiertamente por temor al rechazo. Los amores presuntamente imposibles no siempre lo son, pero, quizás esa imposibilidad los hace aún más deseables y bellos. Como tu poema, que destila sentimientos y belleza, Pedro. Otro beso.

Domingo dijo...

Desde un punto de vista meramente artístico no cabe duda de que se trata de un poema redondo y hermoso en grafía e intención, pero sin duda muy doloroso para ti si en verdad es lo que estás experimentando, amigo Pedro. Deseo que tenga más de ficción que de realidad, pero en cualquier caso hoy te mando un abrazo más fuerte de lo normal. Que nada ni nadie te hiera, Pedro, que no te lo mereces. :)

Pedro F. Báez dijo...

Ivonne querida, estoy más que seguro de que alguien en este mundo te observa y te desea sin siquiera tú saberlo. Besitos y abrazos para ti, cubana hermosa.

Milagritos mía, me pareció que me decías tu comentario en voz bajita al oído. Eres un primor. ¡Te quiero tanto!

Manuel Ángel en esta Isla puede usted adentrarse todo cuanto desee y explorar, descubrir y preguntar hasta donde usted lo estime conveniente.

Clara, tienes un espíritu, un tacto, una delicadeza tan especiales y hermosos que me conmueven y me hacen sentir muy protegido y orgullo de tener amigas como tú.

Mayté querida, das en el blanco con elegancia y sin rodeos. Eres una mujer de aguda inteligencia y elevado sentimiento. Aprecio siempre todo cuanto comentas sobre mí y sobre mi obra.

Domingo hermoso, me conmueves. No te preocupes. Este poema es una ficción actual basada en experiencias y recuerdos pasados y alguna que otra "fantasía" presente. Nada que no pueda sobrevivir este "viejo" corazón. Te quiero mucho. Tu sensibilidad humana y tu sentido de la responsabilidad asombran en esta época en un chico tan joven como tú.

Besos y abrazos para todos y mis mejores deseos.

Mi foto
La Habana, Cuba, Los Ángeles, Estados Unidos
Nacido en La Habana, Cuba, el 3 de diciembre de 1960. Emigra a Estados Unidos en 1980, a través del éxodo masivo de Mariel. Ganador de numerosos concursos de poesía, literatura y ensayo en Cuba y Estados Unidos. Publica su primer poemario, "Insomnia" en 1988, con gran acogida por parte de la crítica especializada y el público. Considerado por críticos y expertos como uno de los poetas fundamentales y representativos de la llamada Generación del Mariel junto a Reinaldo Arenas, Jesús J. Barquet, Rafael Bordao, Roberto Valero y otros.