viernes, 4 de marzo de 2011

Dos fotos de una reunión con mis compañeras de clase de Los Ángeles



Fotos/Photos © Eileen Wesson

A todos ustedes los extraño inmensa y visceralmente. Este fin de semana habrá poema y visitas mías a sus respectivas páginas. Estas son mis compañeras del área donde vivo. Las demás, son de todo Estados Unidos y de otras partes del mundo. Chicas muy inteligentes, muy amables y sobre todo, muy humanas y con deseos de sanar y componer el mundo.


Photobucket

Photobucket



8 comentarios:

Taty Cascada dijo...

¡Bendito eres entre tantas mujeres Pedro! jaja...
Un abrazo.

Amelia Díaz dijo...

Se te extraña, mi niño. Pero me hace feliz verte tan bien acompañado y tan sonriente.

Besazazos!!!!!!!!!!

Trizbeth dijo...

¡Bonitas fotos Pedro! Gracias por compartirlas con nosotros! Un abrazo!

M. Angel dijo...

Hola Pedro, me da alegría ver esas fotos y saber estás bien.

Abrazo
M. Ángel

Leonel dijo...

Aquì en Italia te dirìan:" Beato tra le donne"

Como dice Ame, se te extraña, pero me alegra que tú estés bien.
un abrazo fuerte, mi hermano.
Leo

Rosana Martí dijo...

Que linda foto donde la sonrisa gana y el compañerismo perdura. Mi querido amigo rodeado de belleza.

Te mando todo mi cariño en un muy fuerte abrazo, pasa un maravilloso fin de semana.

Isolda dijo...

Buena compañía para un mejor amigo.
Has conseguido permanecer aún sin estar, ahora si además anuncias tu nuevo poema, no necesitamos más.
Besos siempre, querido.

Mayte_DALIANEGRA dijo...

¡Huy, Pedrico, pues vaya bien acompañadico que estás, compañero! Y lo digo con acento cubano, jajaja. Se te ve feliz, a pesar de tanto estudio como te estás metiendo entre frente y nuca, jajaja.

Te dejo un beso enorme y sigo leyendo cositas tuyas pendientes de más abajo...

Mi foto
La Habana, Cuba, Los Ángeles, Estados Unidos
Nacido en La Habana, Cuba, el 3 de diciembre de 1960. Emigra a Estados Unidos en 1980, a través del éxodo masivo de Mariel. Ganador de numerosos concursos de poesía, literatura y ensayo en Cuba y Estados Unidos. Publica su primer poemario, "Insomnia" en 1988, con gran acogida por parte de la crítica especializada y el público. Considerado por críticos y expertos como uno de los poetas fundamentales y representativos de la llamada Generación del Mariel junto a Reinaldo Arenas, Jesús J. Barquet, Rafael Bordao, Roberto Valero y otros.